Seguidores

viernes, 21 de enero de 2011

Doscientos setenta y tres.



Durante la lección, mira distraída la pizarra, sin ver los números escritos sobre ella, sin
oír las palabras de la profesora. Piensa en él, en lo que estará haciendo en ese momento. Se pregunta si estará pensando en ella. Trata de imaginárselo, sonríe enternecida, a continuación preocupada, al final anhelante. Tiene muchos modos de ser. A veces resulta tierno y dulce, pero también puede conventirse inesperadamente en alguien salvaje y violento. Suspira y mira la pizarra. Es mucho más fácil resolver aquella ecuación.

3 comentarios:

Silvia dijo...

Ai, que texto tan bonito :)
Te sigo, me ha encantado tu blog.
Un besito y espero que te pases por el mio tambien ;)
Silvia, goldenssmiles.

Humberto Dib dijo...

Hola, estoy aquí pues vi tu comentario en el blog de un amigo y decidí visitarte. Muy buen blog, voy a seguirte.
Te invitó a pasar por el mío.
Un saludo desde Argentina.
Humberto.

www.humbertodib.blogspot.com

Sara dijo...

Muchisimas gracias de verdad, me alegra que os guste:)
seguire pubicando coillas, que espero que os sigan gustando, muchos besos!